martes, 1 de julio de 2014

La revolución en la corrección refractiva ha llegado a Tecnoláser




TecnoláserClinic Vision presenta por primera vez en nuestro país el sistema KXL II de Avedro; este sistema posibilita llevar a cabo “crosslinking acelerado” corneal; el aspecto más novedoso es la introducción del procedimiento denominado “Photorefractive intrastomal Cross-linking” con potencial para la corrección de la miopía así como la mejora en los resultados de la cirugía de cataratas; el procedimiento de Avedro Fotorrefractiva Intraestromal Cross-Linking (PiXL ™) ofrece una corrección refractiva no quirúrgica eliminando así el riesgo de debilitar la estructura y la integridad de la córnea. Los resultados con PiXL es una córnea fortalecida y que ha recuperado estabilidad biomecánica.


El aparato KXL II de Avedro está diseñado para aplicar patrones de luz UVA específicos a la córnea basados en los datos topográficos propios del paciente que habrán sido recogidos durante las pruebas preoperatorias; esto permite personalizar el cross-linking para las necesidades refractivas específicas de cada persona. El Doctor Federico Alonso, Director Médico de Tecnoláser Clinic Vision, explica que “este revolucionario procedimiento para el tratamiento de la miopía y el astigmatismo tiene el potencial de acercar la corrección refractiva a miles de personas que no habían tenido en cuenta la cirugía refractiva láser pero que sí considerarían una alternativa diferente. Además tiene el potencial de mejorar los resultados de las cirugías rutinarias de cataratas corrigiendo el astigmatismo post-operatorio”.

La novedad fundamental se produce por ser un tratamiento personalizado y basado en la topografía de cada paciente y que trata sólo la zona de la córnea afectada. Hasta ahora se trataba  la córnea en su totalidad y a todos los pacientes de forma similar pero con este nuevo avance se personalizan los tratamientos al detalle obteniendo mejores resultados. Tecnoláser Clinic Vision ha sido elegido por AVEDRO para realizar estas operaciones por su experiencia en crosslinking acelerado utilizando el láser Avedro I  y por el desarrollo del  “Lasik Xtra” con refuerzo corneal en nuestro país.


Los afectados por queratocono también podrán disfrutar de este sistema. La causa por la cual se origina el queratocono se desconoce; en ocasiones es hereditaria aunque algunos pacientes con queratocono no tienen antecedentes familiares; también pueden desencadenarlo pequeños traumatismos persistentes en el tiempo,  como por ejemplo frotarse  los ojos continuamente, los cuales pueden dañar la estructura de la córnea. Algunos autores indican incluso la posibilidad de que lentes de contacto inapropiadas puedan también afectar a la estructura corneal y provocar daños aunque esto no está lo suficientemente demostrado. El queratocono a menudo se descubre durante la adolescencia.De manera generalizada, los oftalmólogos especialistas en el tratamiento del queratocono han utilizado técnicas que conllevaban la rectificación de la deformación de la córnea o el endurecimiento de los tejidos corneales. Éstas dos técnicas muy implantadas en nuestro país (segmentos intraestromales y cross-linking) son procesos correctos pero muy tediosos, más de 30 minutos de duración, y  suponen una recuperación más lenta del paciente. Ahora con el procedimiento KXL II las expectativas de estos pacientes mejoran notablemente, los miopes y astigmatos de media-baja graduación son también candidatos a esta técnica quirúrgica.

¿Quién puede beneficiarse de PiXL?

  • Post-cataratas. Pacientes con cataratas postoperatorias menudo se quedan con la miopía no corregida, lo que puede causar visión borrosa o dificultad con la visión a distancia, lo que requiere el uso de gafas o lentes de contacto. PiXL tiene la capacidad de devolver la visión a distancia sin corregir a 20/20, sin necesidad de LASIK, gafas o lentes de contacto. Algunos estudios sugieren que el 15-20% de los postoperatorios ojos de cataratas tiene un error refractivo residual superior a 1,00 D (hipermetropía y miopía).
  • Bajo miopes. Los pacientes con miopía o visión próxima requieren el uso de gafas correctoras o lentes de contacto con el fin de ver con claridad a una distancia. Con el procedimiento de PiXL Avedro, esta población de pacientes está libre de tener que usar corrección.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada